Etiquetas

, , , , , ,


PortadillaAgradecemos a Sara E su colaboración en la traducción de esta entrevista de la revista Empire con Benedict Cumberbatch.

SU PAPEL MÁS RECIENTE COMO ALAN TURING EN THE IMITATION GAME YA ESTÁ GENERANDO RUIDO DE OSCAR PARA BENEDICT CUMBERBATCH – EL ACTOR QUE PUEDE SER EL HOMBRE MÁS OCUPADO DEL MUNDO DEL ESPECTÁCULO EN ESTE MOMENTO…

Texto: Olly Richards

Imágenes: Julian Broad

 

cs-bl-3d-234x16

Página 1Intentar inmovilizar a Benedict Cumberbatch es como tratar de clavar el viento a un árbol.

Él está en constante movimiento, en constante cambio, nunca en el lugar que pensó que iba a estar, porque es el actor de mayor demanda que puedas nombrar en estos momentos. Tan sólo en las dos semanas que Empire ha estado tratando de hablar con él, ha estado en locación interpretando a Richard III, en un estudio de color verde siendo el Nigromante de El Hobbit, arrastrándose alrededor de una selva falsa como Shere Khan y en su cabeza contemplando a Hamlet. Empire finalmente logra platicar con él durante dos segundos en el aeropuerto de Heathrow, a punto de subirse en un vuelo para presentar ante la multitud congregada al descifrador de códigos de la Segunda Guerra Mundial, Alan Turing en The Imitation Game. Tal es la prisa constante de ser Cumberbatch que nuestra conversación casi le hace perder su vuelo.

Turing es justo el tipo de papel con el queCumberbatch se deleita. Le gusta cuando la superficie oculta completamente lo que hay debajo. Está más interesado en los cimientos que en lo que está construido en la parte superior.Turing es un hombre que aparenta ser un solitario torpe sin emociones, un genio cuya preferencia por los acertijos sobre la gente, le dieron la determinación para descifrar el código Enigma Nazi y ayudar a los aliados a ganar la guerra. Sin embargo, bajo eso yace un hombre que sabe cómo amar, pero que ha bloqueado esa habilidad, debido a que su homosexualidad podría meterlo en la cárcel, sin importar cuántas vidas ha salvado. Es un hombre que ha encontrado consuelo en lo que puede controlar, porque la alternativa es demasiado peligrosa. Es un papel difícil queCumberbatch domina por completo y ya se habla sobre lasnominaciones a premios.Esta capacidad de romper lo inescrutable es lo que ha hecho de Cumberbatch una estrella. Desde el segundo que apareció en la pantalla como el brillante sin filtro Sherlock, dando una paliza a un cadáver con una fusta, ya tenía el éxito garantizado. En los cuatro años transcurridos desde entonces, se le ha pedido que interprete a un agente del MI6; al villano más peligroso del universo; Julián Assange; al sobrino de Meryl Streep; a un esclavista en una cinta ganadora como Mejor Película; y a un dragón, por nombrar unos pocos. Tenemos mucho de qué hablar y no mucho tiempo para hacerlo. La última llamada es inminente.

Empire: Hay un equilibrio muy difícil de lograr en The Imitation Game. Por un lado, es una historia edificante sobre un genio que descifró el código que ganó la guerra; por el otro, es la tragedia de un hombre que tiene que mantener oculta su propia naturaleza y de todos modos es castigado por ello. Es todo un acto de equilibrio.

página 2Cumberbatch: Lo es, pero eso es lo que es extraordinario acerca de la película. Todo estaba allí en el guión. Turing es como Churchill describió a Rusia: un acertijo envuelto en un misterio dentro de un enigma. Pero todo es acerca de lo que es comunicar, lo qué son los secretos, cómo afectan nuestras vidas en el amor, la guerra, el sexo.

Empire: ¿Cuánto conocías de él?

Cumberbatch: Relativamente poco. Sabía los titulares. Yo sabía que él era un descifrador de códigos y que fue procesado por ser homosexual –en realidad, no es cierto. Sabía todo de él porque había visto Breaking The Code (1) -con el inigualable Derek Jacobi, quien fue fascinante –, que recuerdo haberlo visto con mi mamá y papá (2). Así que estaba muy consciente de él, pero el guión me mostró mucho que yo no sabía. No estaba muy al tanto del nivel de secretismo [que los criptógrafos  tenían que mantener] y cosas que salieron a la luz a través de la Ley de Secretos Oficiales… la confluencia de los secretos [en el  guión], de un hombre que debe mantener su homosexualidad en secreto y la ruptura de los secretos de la Segunda Guerra Mundial, y la luz que arrojó sobre algunos hilos de su vida, me pareció magistral. Supe realmente quién era él al leer el guión. Pude ver por qué la gente con autoridad lo encontraba exasperante, pero yo no creo que él estuviera actuando en alguna forma sociopática o por pensar que él era mejor; él simplemente fue mejor. Él solamente tenía otra forma de ser y me pareció increíblemente entrañable.


Página 3Empire: La descripción de Turing en la película lo hace ver como “un bicho raro”. Tú pareces estar en general bastante atraído por personajes que podrían calificarse así. ¿Cuál es tu afinidad con estos bichos raros?

Cumberbatch: Bueno, creo que me gusta mostrar que no son realmente tan extraños. “Bicho raro” era la frase con la que la madre de Turing se refería a él y no quiero sonar como un psiquiatra aficionado al respecto, pero parece inevitable que este niño que estuvo en hogares adoptivos hasta la edad de cuatro años, y el estancamiento del desarrollo por no tener amor paternal normal en una parte formativa de su vida [lo convertirían en la forma en que fue] … Él lo toma todo literal. Es un hombre que, cuando estaba en la escuela, tenía sentimientos a punto de estallar [por un chico de su clase] y no fue capaz de expresarlos porque no los comprendía, porque no se le enseñó que son naturales o comprensibles. Ese subterfugio y la represión de ellos también fue alimentado en parte por la emoción de descubrir el código y la criptografía cuando niño… Yo creo que fue lo que lo convirtió en la persona que era. Él no es un bicho raro. Él es como cualquiera de nosotros estaría en su situación, es mi punto. Ciertos momentos de aislamiento que le fueron obligados a vivir formaron su mente de una manera que, en realidad, le ayudó a salvar nuestro mundo. Cuando se trata de otros papeles, hay empalmes muy fáciles y flojos en el diagrama de Venn de personajes que he interpretado. Pero hay buenos chicos, hay estúpidos antagonistas de historieta y malos amantes; hay héroes y amantes heroicos; hay hombres que son increíblemente apasionados e increíblemente brillantes, pero no son conocidos por su intelecto, como Van Gogh; hay villanos inteligentes; hay villanos estúpidos. Excéntricos. Sólo interpreto papeles que me interesan. Trato de mantenerme interesado y mantener a otras personas interesadas, así que no creo que se pueda juzgar a todos por igual. Es como decir que Michael Fassbender siempre interpreta a un desviado sexual. Ha hecho un montón de otros papeles. ¿Sabes lo que quiero decir?

Empire: Lo siento, no era mi intención sugerir que interpretas la misma cosa una y otra vez. Lejos de eso, de hecho.

Cumberbatch: ¡No, no, no! Lo sé, y yo no quería sonar a la defensiva. Es sólo interesante para revisarlo. Creo que probablemente voy a obtener una gran cantidad de menciones sobre esto – no sobre esto, porque yo no creo que es eso a lo que te referías – pero creo que voy a tener una gran cantidad de esas comparaciones. Es interesante, lo excéntrico del personaje. También me gusta interpretar a hombres que están muy cerca de mi experiencia, y creo que las personas que son aparentemente muy diferentes de nosotros no necesariamente lo son.

Empire: Parece que has estado trabajando mucho en los últimos años. He leído que cuando eras niño estabas constantemente activo, corriendo por todos lados. ¿Eres más feliz cuando estás demasiado ocupado?

Cumberbatch: (Ríe) Noooo. Me gusta un día de descanso. Me gusta un rincón tranquilo de una habitación para sentarse y contemplar. Me gusta sentarme y mirar paisajes hermosos. Me gusta mirar el trabajo de otras personas. Me gusta estar con la gente que quiero. Me gusta estar en casa. Me gustan todas las cosas que son todo lo contrario a trabajar al ritmo que estoy trabajando actualmente. Pero lo que me saca de la cama cada mañana es que me encanta. Sólo que de vez en cuando tengo que recordarme a mí mismo el no amarlo tanto como lo hago y dejar tiempo para el resto de mi vida…

página 4Quiero hacer lo más que pueda, pero también quiero variar, tal vez como productor, director o escritor, pero también quiero ser una persona del mundo y vivir una vida… Tiene que ser más que trabajar sin parar. Mi agenda está bastante llena hasta mediados de 2016 y eso es en realidad una especie de alivio, porque significa que puedo planear mi vida alrededor de eso. Antes se trataba de aprovechar el momento al máximo. El momento, creo, llegó para quedarse. Sé que suena muy arrogante, pero se siente de esa manera.

Empire: Mirando a las personas con las que has trabajado, ¿hay algún elemento que no te permite negarte?

Cumberbatch: Sí. Eso es. Eso es. Es muy emocionante ser invitado a estas colaboraciones por gente que idolatro y que me ha inspirado y la oportunidad de pasar tiempo trabajando con ellos. Así que tienes toda la razón.

Empire: De tus últimos años, ¿cuál ha sido ese particular momento de “No puedo creer que esto esté sucediendo”?
página 5Cumberbatch: Subiendo al escenario de los Oscar por una película que acababa de ser nombrada como Mejor Película. Observar a Meryl Streep y Rebecca Hall en las locaciones respectivas de August: Osage County y Parade’s End. El primer día de escenas reales de lucha en Star Trek. Peter Jackson diciendo: “Bien, lo has hecho”, cuando estaba haciendo el trabajo de voz de Smaug y yo pidiendo hacerlo de nuevo. Él dijo: “¿Quieres hacer el último pedazo de nuevo? Claro.” Y yo dije: “No, realmente me gustaría hacer todo de nuevo”. Y terminé haciéndolo dos o tres veces. Terminar After The Dance en el escenario y meterme en un coche para ir a un bar, tener cuatro horas de sueño y luego salir a un campo y subir a un caballo y ver a Spielberg gritando a través de un megáfono, “¡Acción!” y liderar una carga de caballería de más de 80 caballos y hombres en la Primera Guerra Mundial. Conocer a Peter Fonda y a Jack Nicholson. Preguntarle a Judi Dench (3) en Hay-on-Wye si quería interpretar a mi mamá. Toparme con Buzz Aldrin, Billy Crystal y Mickey Rooney –absoluta realeza-, en el after-party de Vanity Fair en los Oscar.

Empire: No han sido malos años, ¿verdad?

Cumberbatch: Ha sido increíble.

Empire: ¿Podemos hablar de…?

Cumberbatch: ¡Oh! Siento mucho interrumpirte, pero saber que David Bowie es un fan de Sherlock. Eso fue bastante impresionante. Y luego que el Primer Ministro de China pidiera más episodios, lo cual fue muy divertido. Pero Bowie. Eso fue realmente el momento de “bueno, bien podría retirarme”.

Empire: Tenemos que hablar de Sherlock. Desde el momento en que el primer episodio fue transmitido te hiciste famoso al instante, desde una perspectiva externa. ¿Qué se siente eso desde dentro?

Cumberbatch: Sí se sintió como un cambio de la noche a la mañana. Nunca había estado así de sintonizado con el internet, en el sentido de los programas de televisión y sus fanáticos. Yo no sabía que podía haber una respuesta inmediata a los programas de televisión. Pensé que la televisión solamente tenía que ver con ratings y reseñas. No me di cuenta de que había este foro, a través de Twitter y Facebook y todo tipo de medios sociales de comunicación, que crearon una enorme atención en torno a un programa de televisión hasta el punto de que puede llegar a un nivel de culto. Yo sabía que iba a conseguir la atención porque estábamos entrelazados con un ícono. Sabía que estaría entrando en el centro de atención debido a eso. No tenía ni idea de que lo habíamos captado tan bien como parece que lo hicimos. No tenía idea de que  llegaría inmediatamente al corazón y que se convertiría en culto para tantas personas. Fue emocionante y sigue siendo emocionante. Guía nuestras ambiciones de superar las expectativas, que no es cualquier cosa, debido a la cantidad de publicidad que hay a nuestro alrededor. Yo sabía lo bueno que eran los guiones. Sabía que los chicos fanáticos que teníamos escribiendo, estaban aprovechando los originales, así que estábamos utilizando el tipo correcto de energía para hacer lo nuestro, pero la respuesta inmediata en Twitter … esta cosa de que mi nombre fuera una tendencia mundial… yo no entendía. ¡Pensé que la gente iba a descolgarse en sogas desde los helicópteros con cámaras pegadas a la cabeza y corriendo detrás de mí blandiendo libretas y plumas!

¡Pensé que iban a saltar por encima de los setos de Steven Moffat y correr hacia a nosotros con flashes! Fue increíble. El ruido proveniente del país era ensordecedor y pensé, “Mierda. Eso ha cambiado. Eso es una locura.”

Empire: ¿Qué lecciones has aprendido sobre lidiar con la fama?

Cumberbatch: Solamente no ponerle atención. Seguir con tu vida y no mirarla. Sólo le he pedido a la gente que recuerde que yo soy yo y que seguiré siendo así. He tenido suficiente gente a mí alrededor, de mis padres en adelante, para medir si me estoy saliendo de los carriles o si me mantengo a raya… Creo que si me enfocara en ella (la fama), estaría controlándome o se convertiría en algo que estaría tratando de aplacar. Nunca vas a complacer a todos de todas formas. Es el camino a la locura… Ha habido algunos incidentes extraños, pero no quiero hablar de eso porque hablar de ellos les da una existencia que no merecen. Esta ola de ser amado es algo por lo que estoy muy agradecido

Página 6Empire: Sabemos que vas a volver a Sherlock y sé que sería inútil preguntarte detalles de la trama…

Cumberbatch: Sería totalmente incapaz de darte algún detalle, pero puedes preguntar todo lo que quieras.

Empire: Lo que quiero preguntar es: después de tres series, ¿qué queda todavía por explorar sobre Sherlock?

Cumberbatch: Oh, mucho. Demasiado. Nunca lo hemos visto realmente presionado, así que eso será interesante.

Empire: Esa es la respuesta más corta que has dado hasta ahora…

Cumberbatch: Sí.

Empire: Teniendo en cuenta tu agenda de locos, así como la de Martin Freeman y Steven Moffat, ¿por cuánto tiempo crees que sea factible hacer Sherlock?

Cumberbatch: Pues, hasta que ya no sea bueno. En realidad, antes que eso. Me gustaría que terminemos en un punto alto. Pero lo haremos hasta que no queramos hacerlo más. Siempre y cuando las ideas estén todavía allí y el público todavía lo quiera y siempre que [Martin y yo estamos] no estemos tan enclenques que ya no podamos recordar las líneas o dar vueltas alrededor del set. Me encantaría hacerlo hasta la vejez, realmente me encantaría.

Empire: ¿Es en alguna medida la piedra angular constante y segura de tu carrera? ¿Algo a lo que puedes regresar y saber dónde estás?

Cumberbatch: No. Si se tratara de eso, ya estaría aburrido. Quiero ser sacudido cada vez que vuelva. Como hemos dicho, no puedo dar ningún detalle de la trama, así que no puedo decirte lo que va a suceder, pero el lanzamiento del Especial Navidad y la serie es simplemente fenomenal. Estoy tan emocionado. No puedo esperar… Así que supongo que es un punto de referencia en el que hay cosas familiares al respecto, pero es difícil cada vez porque siempre es diferente y siempre hay más trabajo que hacer… profesionalmente, es una referencia, porque es una cosa que sé es muy querida y disfruto hacerla, pero aún así es siempre un gran desafío. Como debe ser.

Empire: Conseguiste tu primera “probada” de éxitos de Hollywood con Star Trek into Darkness. ¿Cómo fue ese salto?

Cumberbatch: Estar en el set es bastante difícil, porque es muy grande y tienes que tratar de relajarte, lo que no es fácil cuando sabes que estás en una película grande. Estuve aterrorizado por un tiempo bastante largo. Me tomó mucho tiempo ser capaz de decir: “En realidad, ¿te importa si lo hacemos aquí? ¿Puedo echar un vistazo a la toma?” Tienes que encontrar tu lugar. Afortunadamente, comencé muy cerca del inicio, así que encontré formas para darme a conocer desde el principio. Pero fue una experiencia divertida. Es una alegría estar con alguien como J. J. Abrams. Podrías estar nervioso en la mañana y luego él llegaría como un comediante con una rutina o un poco de magia. O nos presentó a todos a uno de los extras, que resultó ser uno de los neurocirujanos más importantes del mundo. Increíble. Él quiere un ambiente de fiesta en el set y que todos se sientan integrados y eso es muy contagioso. Los horarios en esas películas son ridículos, así que necesitas eso.

página 7Empire: Y fuiste el dragón para El Hobbit. ¿Qué tan diferente era el Smaug definitivo en pantalla de cómo lo imaginaste?

Cumberbatch: Completamente diferentes, pero en realidad, es el mundo que crean a su alrededor que es lo raro. Pasó lo mismo en Star Trek. En Star Trek  yo sabía que estaba en una nave estelar en el espacio porque estaba caminando en un conjunto que parecía una nave estelar. Pero entonces lo ves y está todo esto… el espacio que no estaba allí. Eso es lo que te llega. Pero volviendo a Smaug, nunca he sido capaz de verme a mí mismo en pantalla, porque tienes esa horrible sensación de auto-consciencia de ver todas las decisiones equivocadas que tomaste. Pero esto fue una alegría absoluta. Me senté a verlo en el Mann’s Chinese Theatre en Los Ángeles y estaba con un amigo mío que he conocido por años. Los dos estábamos obsesionados con el libro cuando éramos niños. Nos sentamos allí como escolares riendo y diciendo, “¡Mierda! Eso es tan fabuloso”. Sólo recuerdo haberme dirigido hacia él y gritar: “¡Soy un dragón!”.

Empire: Y has regresado a la captura de movimiento interpretando a Shere Khan para Jungle Book: Origins. (4)

Cumberbatch: Sí. Eso fue algo que Andy Serkis y yo hablamos antes de la Comic-Con. Cuando nos encontramos para las entrevistas [de El Hobbit], nos reíamos a escondidas como diciendo, “¡Oh, desearía que pudiéramos decirles!”.

página 8Empire: ¿Así que no es sólo un trabajo de voz?

Cumberbatch: Es más reconocimiento facial que captura de movimiento. Es grabar nuestras caras, pero también estamos filmando nuestros movimientos corporales, para que lo que hacemos geográficamente dentro del set pueda ser trabajado por los chicos de captura de movimiento y efectos especiales cuando filmen en los sets en las locaciones reales. Me tomó años convencer a la gente que no sólo hago la voz de Smaug o el Nigromante, que en realidad los actúo físicamente. El Nigromante es una gran parte de la próxima película. Sé que el dragón roba la segunda, pero el Nigromante es Sauron, básicamente. Estaba haciendo un poco de eso ayer (5 de septiembre). Probablemente mi última sesión.

Empire: Sólo hemos visto indicios del Nigromante hasta ahora, entonces…

Cumberbatch: ¿Qué podemos esperar? No sé que debería decir, porque hay una gran, gran escena en la película. Pero él es un personaje clave. Tienes la oportunidad de ver lo que Gandalf ha estado haciendo y lo que sobreviene con esa interacción. Esto resulta en una conclusión bastante devastadora. No voy a decir nada más. Smaug se sale de ésta en las primeras escenas de la película. No quiero estropeárselo a nadie, pero por ahí hay un libro.

Empire: Casi todas las películas en las que has estado recientemente han sido un éxito. La única que no lo ha sido es The Fifth Estate, la película (5) de Julián Assange. ¿Qué se siente tener un fracaso después de todo este éxito?

Cumberbatch: No lo sé. Mucha gente con la que hablo me dice, “Oh, yo de verdad quería ver eso.” ¿Tal vez la gente no estaba consciente de ello?… No lo sé. No conozco sobre publicidad o mercadotecnia. Son ellos; yo sólo hago lo que hago. Yo estaba muy contento con esa película y creo que con el tiempo la verán… Pero yo no ofrezco ninguna opinión de por qué sucedió eso… no me arrepiento de ello. No se puede desear no haber hecho algo después de hacerlo.

(Cumberbatch arma un alboroto porque se da cuenta que ha perdido el camino a su puerta de abordaje y corre peligro de perder su vuelo).

Empire: Parece que tienes que irte, pero hablemos rápidamente de Hamlet. No la harás sino hasta finales del 2015 (6), pero ya es una producción de gran éxito, así que ¿qué tipo de presión…?

Cumberbatch: (Risas) ¿A sabiendas de que ya está agotada? Sí. Bueno, está bien, porque he estado hablando con (la directora) Lyndsey Turner sobre ello durante mucho tiempo y ahora tenemos el lugar ideal. Es un largo camino pero tiene que serlo. Queremos tener tiempo para separar la obra. Tiene que ser investigada con el mismo rigor como si se tratara de una obra completamente nueva en el Royal Court. Eso lo que estamos tratando de hacer juntos. (Se dirige a alguien que va corriendo con él: “¿Eric Fellner está en el avión? Oh, va a tener el mejor asiento. Tendré que tratar y hacer que Eric Fellner intercambie conmigo.”). ¡Lo siento! Hamlet. No me hace mas que feliz. Tenemos mucho tiempo para trabajar en ello y eso es genial.

Empire: Y Hamlet es un papel muy importante que cualquier actor quisiera tachar de su lista. ¿Cuál será el próximo en la lista?

Cumberbatch: ¿Siguiente? Dios, no lo sé. ¿Puedo hacer Hamlet primero y después me pongo en contacto contigo? De hecho, antes de eso será mejor que alcance mi vuelo.


Notas:

  • (1) La obra de 1986 estuvo en el West End y en Broadway y fue filmada para la BBC en 1996 y está disponible en Youtube.
  • (2) Los padres de Cumberbatch son los actores Timothy Carlton y Wanda Ventham. Interpretaron a los padres Sherlock Holmes en en el episodio de Sherlock His Last Vow.
  • (3) Dench interpretará a la Duquesa de York para el Ricardo III de Cumberbatch para The Hollow Crown, una segunda serie de espléndidas adaptaciones de Shakespeare para la BBC.
  • (4) Andy Serkis está dirigiendo la captura de movimiento de la historia de Rudyard Kipling. Christian Bale interpretará a Bagheera, Cate Blanchet es Kaa y Andy Serkis es Baloo.
  • (5) La película de Bill Condon, que costó alrededor de $ 28 millones, hizo un total mundial de $ 8.5 milliones.
  • (6) La producción, que se presentará en The Barbican en Londres, en una temporada de 12 semanas a partir del 5 de agosto de 2015. Vendió aproximadamente 100,000 entradas, a pocas horas de salir a la venta.

Anuncios